Control de LA PERDIDA DESCONOCIDA. Una oportunidad de aumentar BENEFICIOS. 10


Seguridad: Objetivo Eficiencia. El Control de la Pérdida Desconocida.

Eficiencia: Es la relación que toman los objetivos cumplidos respecto a los costes de los medios utilizados para tal fin. Es el ideal de la empresa privada.

Cómo mejorar la cuenta de resultados de tu empresa. Si realmente te importa el EBITDA leerás este artículo. Cómo reducir las pérdidas. Dirigido a todos los directivos o responsables preocupados por obtener los mejores resultados para su empresa, negocio o entidad.

Rompamos el mito de que la partida de gastos en seguridad no puede aportar más que eso “gasto”. La seguridad es y debe ser una inversión, y como tal, debe aportarnos un beneficio tanto intangible como tangible.

En este artículo voy a darte las claves para mejorar el resultado del Ebitda en tu negocio. El propósito del Ebitda, sabes que es, obtener una imagen fiel de lo que la empresa está ganando o perdiendo en el núcleo de su negocio. Pues bien, en el apartado de pérdidas existe todavía mucho que rascar. ¿Tienes perfectamente identificadas todas las pérdidas? ¿Conoces los procesos no rentables? ¿Sabes cuál es el porcentaje de pérdida desconocida en el negocio?ESTADISTICA PD

Antes de seguir y para aquellos que no están familiarizados con el concepto, aclarar que la Pérdida Desconocida es la diferencia de inventario, es decir, la diferencia entre el stock teórico que deberíamos tener y el stock real que tenemos.

En su concepto más amplio, la pérdida desconocida es también la desaparición o devaluación no registrada de otros bienes y recursos de la empresa fuera del circuito de bienes comercializados, como puedan ser, utensilios de trabajo, el mobiliario de la oficina, etc. Y por último, entendiendo el término en toda su amplitud, también es el resto de pérdidas causadas por la imprudencia o deshonestidad de empleados, proveedores y clientes que no han llegado a ser identificados o registrados, más allá de los fenómenos del hurto o los errores administrativos. Ej.: Pérdidas accidentales, mermas, control de perecederos, sabotajes, etc. En estos casos, igual que sucede con el hurto, quedan los efectos pero nadie sabe quién o qué los ha causado. Estos efectos negativos lo serán también en coste de oportunidad.

Diferencia respecto a las pérdidas conocidas. Los hurtos detectados, los robos cuantificados, las pérdidas accidentales registradas, y en general, cualquier pérdida manifiesta y registrada, no se contabilizan como pérdida desconocida, sino como pérdidas conocidas. Sólo cuando no se identifican y no se registran correctamente sus efectos, pasan a engrosar el apartado de la pérdida desconocida.

España tiene el dudoso honor de estar a la cabeza del hurto y fraude en el sector de la distribución (pequeños y grandes comercios) del retail europeo. Un reciente estudio muestra que en España la media del índice de pérdida desconocida se sitúa en el 1,4%, sobre las ventas totales, es decir, 2.617 Millones de €uros (437.039.000.000 millones de las antiguas pesetas). ¡IMPRESIONA VERDAD! Pues bien, estos miles de millones se pierden cada año en los comercios de España. Lo peor es que según el Barómetro mundial realizado en el 2010 el índice de pérdida estaba en un 1,36%, hemos aumentado en 0,4% nuestro índice, no es un buen dato ni una buena tendencia.

¡Ojo! Quiero resaltar que el indicador del 1,4 % es la media del sector (la gran variabilidad de cifras ofrecidas por los empresarios nos indica la reticencia a reconocer el problema por parte de algunas empresas, y el desconocimiento de los datos reales en otras), esto significa, que los comercios que no tengan implantadas medidas adecuadas de seguridad y control de procesos, o bien las medidas que tengan no estén bien gestionadas, pueden situarse alrededor del 2% de pérdida desconocida, siendo esta cifra la que más se acerca a la media real. Para clarificar la importancia de este dato pondré 2 ejemplos de la realidad actual:

1.- Un pequeño Super que facture 1.000.000 € de ventas totales anuales. Pierde 20.000 €/año.

2.- Una cadena de Hipers que facture 500.000.000 €, pierde anualmente 10.000.000 €. 

La multiplicación es simple, calcula tú mismo con este ejemplo donde pueden estar situadas tus pérdidas.

Una situación deseable sería situar el índice de perdida en el 0,50% en 2 años, y mantenerlo ahí con una inversión adecuada.robo hormiga

¿De dónde proviene la Pérdida Desconocida?

La pérdida desconocida está compuesta por: Hurto interno (35,9%), Hurto externo (32,2%), y Errores administrativos (31,9%). En esta ponderación las Mermas naturales no contabilizadas y las Pérdidas accidentales no registradas se incluyen dentro del epígrafe de Errores administrativos por ser pérdidas no contabilizadas.

El porcentaje de empresas que dispone de datos y que son capaces de contestar al respecto es muy reducido (17,6%), por lo que los resultados han de tomarse con cierta cautela.

Hurto interno

Es el hurto cometido por los propios empleados de la empresa, así como por empleados ajenos relacionados laboralmente, lo que se entiende también como hurto interno, porque proveedores y subcontratados a menudo cuentan con los mismos privilegios de acceso que los propios empleados de la empresa.hurto7

Estadísticamente existen menos hurtos o fraudes por vía interna que por vía externa; pero al tratarse habitualmente de cuantías elevadas, la cifra global aumenta considerablemente, equiparándose a las pérdidas por hurto externo.

Datos internacionales. El informe anual del London House y el Food Marketing Institute sobre el hurto de empleados en supermercados reflejaba que: El 90% de la plantilla había estado involucrada en conductas deshonestas, el 32% reconocía haber comido alimentos sin pagar, el 29% decía no haber declarado el gasto de material de la tienda, el 22% había trabajado lentamente a propósito, el 17% se ausentó sin excusa legítima y el 50% había simulado una lesión o enfermedad (Ej.: Excusa de la gripe). La media de hurto para todos los empleados alcanza en la actualidad los 5€ / empleado / semana, lo que anualmente representa 260€ por empleado.

La Cámara de Comercio de EE.UU. estima que el 30% de todos los fracasos comerciales están relacionados con algún tipo de hurto interno. El fraude en general cuesta la economía estadounidense entre el 2 y el 5% del PNB, lo que puede llegar a convertirlo en el crimen del siglo XXI.

Hurto externo

Lo constituye principalmente el pequeño hurto de mercancías por parte de los propios clientes o de bandas organizadas, actualmente en auge. Ejemplos:

  • Robo Hormiga: El hurtador se mete en el bolsillo el artículo y continua merodeando por el establecimiento, si percibe que no lo han descubierto se lo lleva escondido, si lo descubren, antes de llegar a caja lo sacará y alegará que no llevaba carro ni bolsa y se le olvido que lo llevaba en el bolsillo. Pequeños hurtos que gota a gota se convierten en grandes pérdidas.
  • El cambiazo. Personas que cambian las etiquetas para alterar el costo real de los productos por uno más bajo.
  • Las falderas. El abrigo o falda preparados con fondos ocultos. En grupos de hasta cinco personas, que esconden el botín entre sus ropas o paquetes de aluminio para burlar los paneles antirrobo de las tiendas.
  • Robo del pañal. Mujeres con niños de brazos: Esconden la mercancía entre los pañales del menor y son capaces de pinchar al bebé con una aguja o alfiler para hacerlo llorar; con ello distraen la atención del Vigilante y salen impunes del hecho.
  • En Grupo. Bandas de 10 personas que se dividen en grupos, con el fin de colocar pantallas o aparatos electrónicos en el carrito del súper, para salir corriendo del establecimiento, mientras otros distraen al personal de seguridad y uno o dos más esperan la mercancía en un vehículo en marcha, en el cual huyen.
  • Chicle: este tipo de hurto se da sobre todo en joyerías. El delincuente pega un chicle bajo el mostrador y cuando le muestran las piezas, hurta una y la pega en el chicle. Si el trabajador se percata, el delincuente niega haberlo hecho y no se puede proceder en su contra. Si el trabajador no se percata, posteriormente un cómplice recoge la pieza pegada al chicle.
  • Capote: uno de los delincuentes hace salir de detrás del mostrador al trabajador y con una bolsa de grandes dimensiones o similar obstruye la visión del mostrador al trabajador, momento que el otro delincuente aprovecha para acceder a la parte posterior del mostrador y sustraer dinero u objetos.
  • Pañuelo: el delincuente simula estar resfriado y con una tos muy fuerte. Con la ayuda de un pañuelo hurta los objetos.
  • Bolsa con el interior recubierto de papel de aluminio: estas bolsas de fabricación casera evitan el funcionamiento de los chips de seguridad instalados en los artículos, al pasar por el arco detector de la puerta del establecimiento.
  • Distracción del trabajador o Vigilante: los delincuentes actúan en grupo y, mientras unos distraen y engañan al vendedor o Vigilante, otros consuman el hurto.
  • Mancha: este tipo de hurto no afecta directamente al establecimiento pero sí a los clientes y, en muchas ocasiones, el hecho ilícito se inicia en el establecimiento comercial. En este caso los delincuentes también actúan en grupo, y consiste en que uno de ellos tira un líquido (café, chocolate, etc.) sobre la ropa de la víctima y enseguida le ofrece ayuda para limpiarle, mostrándose muy preocupado y dando excusas de forma reiterada. Este descuido es aprovechado por un segundo delincuente para consumar el hurto.

 

Otras vías de pérdida

Errores administrativos: Son aquellas pérdidas causadas por errores de apreciación cuantitativa o cualitativa no intencionales, siempre que pasen desapercibidos.

Mermas naturales: Son aquellas pérdidas causadas por efectos naturales y que no han sido tomadas en consideración.

Pérdidas accidentales: Al igual que ocurre con los errores administrativos, las pérdidas accidentales las forman por definición accidentes no intencionados cuyas causas o efectos no han quedado registrados.

Deficiente gestión logística. Gestión de perecederos, ubicación de productos, etiquetados incorrectos, alarmados deficientes, etc.

La pérdida desconocida tiene una repercusión directa sobre la cuenta de resultados, y no es inusual que pueda llegar a superar los beneficios netos. El 1,4% de pérdida desconocida indicado resulta una cifra preocupante si tenemos en cuenta que los márgenes de beneficio de las empresas de distribución se han reducido considerablemente y se sitúan entre el 2 y el 3%. Esto significa que se está perdiendo buena parte de ese margen por falta de control efectivo de los productos, lo que hace que cualquier mejora se traduzca inmediatamente en incremento del beneficio neto, convirtiéndose así en una nueva vía de ingresos. El control de la pérdida desconocida supone, por tanto, una necesidad básica para las empresas que desean aumentar sus beneficios.hurto9

¡Perfecto, Genial! Me dirás, y la primera pregunta es ¿Cuánto, cómo y, para empezar en qué debo invertir en seguridad para lograr situarme en ese índice deseable del 0,5%?

Según un estudio de AECOC, las empresas invierten en seguridad del 0% a un máximo del 0,8% de sus ventas totales. Evidentemente es un amplio abanico y no siempre la máxima inversión garantiza los mejores resultados. El objetivo se alcanza cuando la gestión del problema la realizan especialistas en pérdida desconocida, enfocados a los resultados y conocedores de las diferentes, técnicas, herramientas y procedimientos adecuados a cada caso.

El Cómo. La clave del éxito radica hacer “trajes a medida” para cada proyecto, esto es, 1º analizar, 2º evaluar y planificar, 3º implantar las herramientas y recursos adecuados 4º gestionar adecuadamente. Esta clave de éxito debe quedar plasmada en un PLAN DIRECTOR DE PREVENCIÓN DE PERDIDA INTEGRAL e integrado EN EL PLAN DE AUTOPROTECCIÓN de la entidad, negocio o instalación.

El Cuanto. La experiencia propia y los casos de éxito bien gestionados, demuestran que para conseguir pasar del 2% al 0,5% debe contemplarse como en cualquier plan de negocios una inversión a 3 años. Primer año, inversión sobre el volumen de ventas 0,5%. Segundo año 0,4% y tercer año 0,3%. Estas inversiones bien gestionadas por la implantación del PLAN DIRECTOR comentado, garantizan no sólo la total amortización del gasto en seguridad, además aportan un beneficio económico que se refleja en la cuenta de resultados por la reducción de la pérdida desconocida y conocida.

Lo veremos más claro utilizando el ejemplo 2 de Pérdida en Hipermercados.

FACTURACIÓN 500.000.000 € con un 2% de pérdida en 3 años ha perdido 30.000.000 €

INVERSION EN SEGURIDAD 1er. Año 0,5% ……….2.500.000 €

INVERSION EN SEGURIDAD 2º    Año 0,4%………2.000.000  €

INVERSION EN SEGURIDAD 3er. Año 0,3%………1.500.000  €

TOTAL =  6.000.000 €

  • Siguiendo con nuestro ejemplo cuando el objetivo es situado en el  0,5% la pérdida sería 2.500.000 € anual, en tres años 7.500.000 €.
  • Contra los 30.000.000 € nos da una diferencia a favor de 22.500.000 €.
  • Restando la inversión en Seguridad a tres años de 6.000.000 € obtenemos el RESULTADO FINAL DE 16.500.000 € DE BENEFICIO neto en tres años para la cuenta de resultados.

 

En qué, deberé invertir para desarrollar el proyecto de reducción de pérdida.

“Como profesional de seguridad y experto en pérdida desconocida te ofrezco la oportunidad de contactar conmigo a través del formulario de contacto de mi Blog. Trabajo en una empresa de seguridad que integra todas las soluciones para el control de la pérdida y puedo diseñar, implantar y gestionar en el tiempo, un proyecto a medida para tu negocio”.

La inversión a realizar conlleva una serie de componentes, todos necesarios como eslabones de una misma cadena, cada uno con una misión y función determinada. Insisto en lo más importante, la diferencia entre el éxito y el fracaso de nuestro objetivo de reducción de pérdida será la gestión y coordinación de los componentes, estos son:

Componente nº 1. Servicio de un consultor profesional especialista en seguridad con experiencia y conocimiento en el área de pérdida desconocida. Este consultor debe prestar asesoramiento y ayuda prácticos. Simultáneamente, debe ayudar al personal de dirección en el mejoramiento de la gestión y las prácticas de los protocolos de seguridad y los procesos que impactan en la pérdida, así como en el desempeño y seguimiento de funciones individual y colectivo.”

Modelo tipo de las diferentes fases del trabajo de Consultoría:

Iniciación (preparación inicial):

  • Primeros contactos con el cliente
  • Diagnostico preliminar
  • Planear el cometido
  • Propuesta de tareas
  • Contrato

Diagnostico

  • Descubrir los hechos
  • Análisis y síntesis
  • Examen detallado del problema.

Planificación de medidas (Plan de acción)

  • Elaborar soluciones
  • Evaluar opciones
  • Propuesta al cliente
  • Planear la aplicación de medidas

Aplicación (implementar)

  • Contribuir a la aplicación
  • Propuesta de ajustes
  • Capacitación

Terminación

  • Evaluación
  • Informe final
  • Establecer nuevos Objetivos y Compromisos
  • Planes de seguimiento

Componente nº 2. Vigilante de Seguridad, conocedor de la idiosincrasia de este sector, con formación específica. Las funciones y protocolo a seguir deben detallarse en el Plan Director. Resaltar que existen muchas posibilidades de contratación a la hora de cubrir los horarios críticos o necesarios, para que la cobertura sea la justa y necesaria al objetivo del cliente.

Componente nº 3. Sistemas Electrónicos de Seguridad, componente imprescindible en cualquier tipo de establecimiento y de vital importancia para el tema que nos ocupa. Pero atención al esquema y a los equipos que se instalen. Es en este componente donde puede haber mayores variaciones en los precios, y lo que es más importante, en muchas ocasiones he comprobado personalmente que después de haber realizado una importante inversión los equipos (hardware y software) no cubren las necesidades y objetivos a cubrir.

La elección del tipo de cámara para cada punto del CCTV, los diferentes tipos de grabadores y en especial el sistema para control de línea de caja y TPV debe ser minuciosamente estudiado. Personalmente he trabajado con un software de gestión para línea de cajas que no tiene competencia a nivel mundial, por todas las prestaciones que aporta y por el precio de su implantación, la mitad de lo que cuesta el que más se le acerca pero sin llegar a identificar elementos clave que impactan en la pérdida.

Por otro lado, estos equipos que comento pueden aportar un valor añadido y un beneficio neto, si se optimizan sus capacidades añadidas para marketing, comercial y RRHH.

Componente nº 4. Conexión a CRA (Central receptora de Alarmas), no se trata simplemente de estar conectado y que te avisen cuando salte la alarma. Debe establecerse un buen protocolo de gestión de conexiones, desconexiones con un seguimiento e ítems particulares a controlar e informar, una video-vigilancia bien estructurada nos aportará datos muy valiosos.

Componente nº 5. Servicio de Visionado de Imágenes, ligado a los sistemas electrónicos y a la gestión y tratamiento de imágenes, que nos debe aportar el software comentado en el componente nº3. El visionado a través de estos equipos, permite búsquedas inteligentes por incidencias pre-programadas o por búsquedas a solicitud, lo que redunda en un ahorro de tiempo y por lo tanto muchos más puntos visionados en relación a otros sistemas. Las personas que visionan deben tener experiencia en la detección del fraude o malas prácticas laborales ya que pueden incluirse en este servicio informes similares a los de El cliente misterioso o cliente incógnito (en inglés mystery shopper) es una técnica utilizada por las empresas para evaluar y medir la calidad en la atención al cliente.

Componente nº 6. Servicio especial de Inspectores de Seguridad, previa delegación de funciones por parte del Jeje de Seguridad de la Empresa de Seguridad contratada para el servicio de vigilancia y que dará cobertura a los vigilantes en los casos de instalaciones con alto índice de hurto externo.

Componente nº 7. Formación. Divida en dos apartados, 1.- personal de seguridad que integra el Plan Director de Seguridad. 2.- personal del cliente que integra (directivos, responsables de áreas y trabajadores de base, esta formación está enfocada a la concienciación del problema y a la autoprotección, se realiza mediante charlas programadas y tiene como objetivo la implicación y motivación de todas los empleados en la reducción de la pérdida.

Un efecto demostrado de estas charlas de formación es la disuasión de determinadas prácticas laborales no deseadas y la disminución del hurto interno, demostrado estadísticamente. En estas charlas, se aprenden medidas básicas de seguridad y autoprotección, modus operandi de los hurtadores, psicología enfocada a la seguridad, medidas contra el fraude, etc. El programa de formación se consensua con el cliente y se detalla en el Plan Director de Seguridad.

Componente nº 8. Servicio de gestión de denuncias. Para determinados volúmenes de denuncias, resulta muy rentable la contratación de este componente absolutamente profesionalizado y automatizado, con experiencia y con cobertura nacional. Este componente se detallará en el Plan Director de Prevención de Pérdida.

Para la aplicación de estos 8 componentes existen muchas combinaciones, muchas decisiones posibles, y solo una es la mejor. Cada tipo de establecimiento tiene sus particularidades, con sus propias y únicas áreas de riesgo, con una causa y una solución adaptada diferente.

Todo buen sistema de seguridad debe ser integral, ha de contemplar todas las posibles vías de pérdida, no debe dejar huecos de supervisión. Además ha de ser un sistema integrado, debe ser compatible con los demás objetivos de la empresa. Ej.: Objetivos de marketing, de merchandising, de imagen, etc. No olvidemos que el objetivo principal es conseguir aumentar los beneficios.

X Motivos por los que se debe controlar la Pérdida Desconocida.

El incremento de la competencia está provocando una paulatina reducción de los márgenes comerciales. La reducción del beneficio neto trae un aumento de la importancia relativa del fenómeno. Dicha reducción del margen neto lleva a una necesaria reducción de costes para mantener la competitividad.

La era de la información. La información está pasando a ser el núcleo a partir del cual se crea el valor añadido de una buena gestión empresarial. La información es un bien útil y valioso puesto al servicio de un objetivo: Lograr la ventaja competitiva. Ej.: A través de la toma de las decisiones más eficientes y acertadas. Información para evitar pérdidas. Información para vender mejor sin aumentar la exposición al fraude.

La Cultura de la satisfacción y el consumo está desplazando los valores morales. La publicidad agresiva crea individuos insatisfechos que desean “como sea” poseer determinados bienes (no me refiero al padre de familia que hurta una barra de pan, un kilo de arroz o un litro de leche), me refiero a artículos de perfumería, ropas, bebidas alcohólicas, electrónica, ahumados o productos llamados delicatesen.HURTO5

La distribución se caracteriza por acumulaciones de dinero y mercancía, así como por el flujo de reposición constante. Tal movimiento de valores la convierte en la tierra de crianza perfecta para el hurto, representando al cabo del tiempo una oportunidad y tentación difíciles de ignorar si no se toman las medidas adecuadas.

La pérdida desconocida esconde un problema de eficiencia que no sólo afecta a los distribuidores finales, sino que se transmite a lo largo de toda la cadena de suministro, con importantes repercusiones para fabricantes y consumidores, ya que en ocasiones se repercute sobre el precio de determinados productos un margen destinado a paliar su alto índice de hurto.

El coste defensivo puede considerarlo como un mal menor y como una inversión razonable, tal y como te he demostrado con los ejemplos de cifras anteriores, si cumple sus objetivos con eficiencia.

Minimizar los costes legales. Son los costes derivados del comienzo y desarrollo de un proceso legal. Ej.: Abogados, asesoría, tiempo dedicado a las gestiones, denuncias, etc.

Coste por desajuste de inventario. El inventario no es más que un coste más derivado del desajuste provocado por la pérdida desconocida, un desajuste que hace necesaria una comprobación física porque el inventario permanente queda desajustado. Si no hubiera pérdida desconocida no sería necesario realizarlo porque correspondería al teórico. Ej.: Al registrar la devolución fraudulenta se actualizarán erróneamente las cifras del inventario.

Destrucción del producto en el acto del hurto. Cuando el hurto pasa, quedan los restos. En el mejor de los casos te encontrarás con alimentos medio comidos o sólo con las envolturas.

Coste de reemplazo. Es el gasto provocado por la manipulación adicional de productos que supone el proceso de reposición. Ej.: Gasto del transporte de productos adicionales. El bien o artículo hurtado debe ser reemplazado, lo que posiblemente deba realizarse en condiciones de compra diferentes a aquellas en las que se adquirió.

Reposición por la vía comercial. La reposición por la vía comercial significa pagar el importe del bien o artículo hurtado con el beneficio neto obtenido por la venta de productos adicionales. Esta es la forma natural de reposición de la pérdida desconocida. Descubrir lo costosa que puede ser le servirá de acercamiento al esfuerzo real que supone la pérdida desconocida:

Ejemplo 1. El “inocente almuerzo”: Un empleado cada día a la hora del almuerzo coge una lata de conservas, bebida, o cualquier otro producto por valor de 1€, realiza esta actividad durante todo el año. Contando 204 días de trabajo, este pequeño hurto mantenido continuadamente se convierte en 204 €uros de pérdida. Si el beneficio neto del establecimiento es del 2%, deberá vender 10.200 €uros en productos ¡Sólo para compensar la pérdida! Expresado en latas, supondría tener que vender ¡10.000 latas más! Y lo peor de todo es que este trabajo en vano se realiza en favor del beneficio del hurtador, frecuentemente protegido por la complicidad y aprobación de los compañeros que no conocen las implicaciones del problema.

Ejemplo 2. Hurto externo: Si cada día una persona hurtase un artículo por valor de 10€, el establecimiento dejaría de ingresar 2.000€ al año, si suponemos que está abierto durante 200 días, teniendo en cuenta el margen del producto, un 2,5% por ejemplo, la cantidad de producto adicional a vender para recuperar los ingresos perdidos sería: 2.000 / 2,5 = 80.000 €uros, es decir, 8.000 unidades más del producto en cuestión.hurtos2

Coste público. La Administración Pública deja de ingresar los impuestos correspondientes a la facturación empresarial desaparecida, el capital o mercancías desviados rara vez pagarán impuestos, al ser beneficios ocultos. La economía del país, en su conjunto, pierde competitividad al aumentar los costes de la empresa.

Carga a los clientes. Directa: Cuando el cliente sufre directamente las consecuencias de un hurto o abuso. Ej. 1: Cajero que entrega al cliente menos cambio del correspondiente. Ej. 2: Cuando el cliente observa, al llegar a casa, que faltan piezas del producto en blíster que ha comprado, con la consiguiente pérdida de tiempo en su devolución. Indirecta: Cuando la pérdida desconocida desencadena un incremento del precio.

Coste de competitividad. El incremento de costes derivados del hurto llega a reducir los recursos de la empresa así como su competitividad respecto al precio. Una competencia que haya solucionado aceptablemente el problema puede causar estragos comerciales mientras usted se dedica a cubrir costes. En muchos casos, la pérdida desconocida puede suponer la diferencia entre el éxito o el fracaso de un negocio.

Costes de marketing. Coste de surtido. El alto riesgo de hurto de algunos artículos de elevado valor hace muy difícil su exposición abierta o desprotegida en establecimientos de autoservicio, lo que imposibilita su comercialización masiva.

Costes de merchandising. Se crean barreras que obstaculizan el contacto directo del cliente con el producto. Ej.: Vitrinas, mostrador. La falta de contacto directo con el producto frena las compras impulsivas. Además, encerrar los productos obliga a ocupar tiempo del personal en hacerlos accesibles.

Costes de Imagen. Hacia los inversores: Una pérdida desconocida descontrolada, o incidentes deshonestos que han tomado revuelo y publicidad, pueden afectar gravemente a la credibilidad de la empresa cara a los inversores, perdiendo prestigio como valor sólido, aunque se trate más de intuiciones que de problemas reales. Algunos inversores pueden llegar a interpretar el buen o mal control de la pérdida desconocida como un indicativo de buena o mala gestión de los directivos responsables.

Problemas con los empleados y sindicatos: Las empresas que empleen las medidas correctivas antes que las preventivas podrán ver cómo se deterioran sus relaciones con los empleados y sindicados. Ej.: Cuando se dan situaciones de despido motivadas por el hurto interno, o cuando se sienten controlados en exceso, los empleados pueden perder la motivación, fomentándose así el espíritu de rebeldía. Por el contrario, si se les forma en medidas preventivas objetivo del Componente nº 7 explicado anteriormente, los casos de despido por hurto se reducen y los empleados y sindicatos lo aceptan como una medida que les libra de las “manzanas podridas”.

Coste de oportunidad. El coste de oportunidad es el coste derivado de las posibles ganancias que hubiera podido generar el capital desviado si se hubiera invertido en otra actividad diferente a la reposición de pérdidas.

CONCLUSIÓN

La importancia de los costes que genera la pérdida desconocida en la cuenta de resultados de un negocio hace imprescindible la toma de medidas preventivas y correctivas urgentes. La implantación de estas medidas a través de los Componentes citados deberán ponerse en práctica tras un estudio e informe previo de rentabilidad personalizado.

Si quieres dar una solución integral al problema ponte en contacto conmigo, escríbeme desde el formulario de contacto a la derecha del Blog.

Si te ha gustado este artículo, déjame un comentario y sobre todo compártelo, puede que ayudemos a alguien.


Acerca de Ferran Ruiz

Hola amigos, soy Consultor de Seguridad, he sido Director de Desarrollo y Expansión de GRUPO EME, anteriormente Director General de Provinen Seguridad S.A., Asesor de Empresas en PIC GROUP S.A. y Director de Seguridad. He cursado estudios en la UOC, en la UAO y en Mutua Universal, Psicología, Dirección de Seguridad, Dirección y Administración de Empresas, Planificación Estratégica y Prevención de Riesgos. Mis pasiones, la Seguridad Integral, la Psicología, las TIC y la Gestión Empresarial. Después de 25 años de experiencia profesional, sigo aprendiendo, estudiando y desarrollando nuevas aplicaciones, en beneficio de la gestión empresarial y del crecimiento personal.


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 Comentarios en “Control de LA PERDIDA DESCONOCIDA. Una oportunidad de aumentar BENEFICIOS.